• Entre los 20 mil profesores candidatos a nivel internacional, solo 50 siguen en la recta final para ganar el Global Teacher Prize, conocido como el Nobel de la Enseñanza.
  • Además del reconocimiento internacional, quien resulte ganador recibirá un millón de dólares, en un gran evento que se realizará en marzo próximo en Dubai.

Por primera vez desde la creación del Global Teacher Prize –conocido mundialmente como el Nobel de la Enseñanza- Chile cuenta con dos profesores entre los 50 finalistas, en la carrera de ser reconocidos como el mejor profesor del mundo.

Eligio Salamanca (48), docente de enseñanza básica en la escuela rural de Quelhue, en la Región de la Araucanía, y Mario Santibáñez (32), profesor de Enseñanza Media de Biología en Recoleta, son los dos docentes que están representando a los profesores chilenos y al país en este evento mundial.

Ambos docentes fueron finalistas en la versión nacional del reconocimiento, organizada por Elige Educar, y postulados al evento mundial.  Las Varkey Foundation, organizadora del Nobel de la enseñanza,  , entre quienes están los profesores chilenos.

“Nos llena de orgullo que dos profesores chilenos que marcan la diferencia a diario en la sala de clases estén por primera vez en la recta final del Nobel de la Enseñanza. A través de Eligio y Mario también se reconoce el trabajo que realizan miles de profesores chilenos para cambiar la vida de los niños y niñas de nuestro país a través de la educación“, señaló Hernán Hochschild, director ejecutivo de Elige Educar

El Global Teacher Prize es una iniciativa internacional que, desde el 2014, busca reconocer a los profesores que están haciendo una importante contribución a la profesión docente en sus comunidades y el mundo. A través de las historias de sus postulantes y finalistas, la organización busca fortalecer el reconocimiento y valoración social del trabajo que realizan a diario miles de profesores en todo el mundo.

En febrero próximo, la Varkey Foundatios dará a conocer los nombres de los 10 profesores finalistas, y el 19 de marzo de 2017, se anunciará al gran ganador del Global Teacher Prize mundial en el Global Education & Skills Forum en Dubai.

Los dos finalistas internacionales:

Profesor Eligio Salamanca, Quelhue
Región de la Araucanía

eligio salamanca
Cree que todos sus alumnos podrían llegar a obtener un Premio Nobel

Profesor- director de Enseñanza General Básica en la Escuela Quelhue, 48 años. Su escuela se ubicada en Quelhue, una localidad mapuche a 10 km. de la ciudad de Pucón.

Establecimiento: Escuela Básica de Quelhue

Este profesor de Educación Básica y director de su escuela enfrenta un desafío mayor: lograr que todos sus alumnos desarrollen el interés por aprender, objetivo que se vuelve aún más desafiante si se considera que debe trabajar con los niños de distintas edades y cursos en una misma sala de clases. Esto, porque Eligio es profesor de una escuela multigrado, realidad que conoce muy bien desde su infancia dado que estudió en una escuela de este tipo.Eligio Salamanca (48 años) no nació en Quelhue pero es como si fuese hijo de esta tierra. Su compromiso con la escuela rural, en la que ha desarrollado parte importante de su carrera docente, va más allá de lo profesional.

Eligio marca la diferencia a diario, él forma a sus alumnos para que todos puedan ser reconocidos algún día con un Premio Nobel. Y ¿cómo lo hace? Los educa aprovechando las ventajas del entorno. Por ejemplo, construyó un invernadero a través del cual enseña matemáticas -midiendo áreas y perímetros-, y en lenguaje y ciencias, invita a los jóvenes a anotar listados de plantas, investigar sus aportes nutritivos y propiedades, elaborar descripciones e informes, etc.

Su forma de educar se centra en enseñar a los niños a pensar activamente, dado que si piensan pasivamente, el pensamiento se centra en algo que ya existe. En cambio, si piensan activamente, pueden crear lo que no existe y pensar en cómo mejorar lo que existe.

Eligio además ha hecho un gran trabajo en la valoración de la cultura mapuche. Pese a no tener un origen mapuche, realiza un destacado trabajo con la integración de esta cultura en la escuela y la sala de clases, siendo reconocido por las propias autoridades mapuches como parte importante de la comunidad.

Eligio se la jugó por educar con pasión y por eso es hoy uno de los cinco finalistas del Global Teacher Prize Chile.

Profesor Mario Santibañez,
Recoleta – Región Metropolitana

mario santibáñez

Promueve las ciencias como motor del desarrollo integral de sus estudiantes

Profesor de Enseñanza Media de Biología, 32 años. Se desempeña en el Liceo (técnico profesional) Instituto Tecnológico y Comercial Recoleta (INTECO), de la comuna de Recoleta – Región Metropolitana.

Establecimiento: Liceo Instituto Tecnológico y Comercial Recoleta

Comenzó a ejercer en un liceo técnico profesional de Recoleta altamente vulnerable, donde, debido a su modalidad educativa, las ciencias no eran una asignatura considerada como relevante por sus estudiantes. Su primer logro: habilitar el laboratorio abandonado del establecimiento, y conseguir recursos para dotarlo de lo básico necesario.El camino de Mario Santibáñez (32 años) para llegar al aula fue un poco más largo que el común de los profesores. Su pasión por las ciencias lo llevó a estudiar inicialmente biología en la Universidad Austral de Valdivia, carrera de la cual se tituló para posteriormente ejercer. Sin embargo, de forma paralela, siempre estuvo vinculado de una manera u otra al aula, a través del trabajo voluntario que realizó enseñando a jóvenes y adultos en contextos de alta vulnerabilidad. Esa experiencia y el trabajo que realizó como biólogo en distintas zonas rurales del sur, lo ayudaron a descubrir su verdadera vocación: enseñar. Decidió entonces estudiar pedagogía y convertirse en maestro.

Comenzó así a involucrar a los estudiantes en distintos proyectos y ferias científicas, donde fueron ganando reconocimiento.  Los alumnos, contrario a sus expectativas, logran comenzar a ver en las ciencias un a posibilidad de crecimiento personal, académico e incluso una pasión. Se motivan y comienzan a ver que son capaces de lograr grandes proyectos en el área.

Ya han pasado 4 años desde que Mario llegó a hacer clases en el Instituto Tecnológico y Comercial Recoleta. Con el apoyo del director, de los profesores y especialmente de sus alumnos, el establecimiento hoy ha cambiado su cultura por una en donde todos creen en sus capacidades. Incluso los apoderado (que no participaban activamente) también se han involucrado más en el liceo, gracias a las múltiples actividades científicas desarrolladas.

Este profesor y sus alumnos, para quienes en un minuto las ciencias no eran parte de sus vidas, hoy son participantes activos del “circuito” científico escolar de la capital. Han ganado distintos reconocimientos y este año han levantado dos proyectos de investigación junto a científicos de la Comisión Chilena de Energía Nuclear, los cuáles serán expuestos próximamente en la feria Regional de EXPLORA.

Mario se la jugó por despertar la pasión por la ciencia en sus estudiantes y por eso es hoy uno de los cinco finalistas del Global Teacher Prize Chile.